Marc Rifá vuelve a dejarnos atónitos con su elasticidad en la semifinal de ‘Got Talent 2018’

Comparte su talento:Share on Facebook
Facebook
3Tweet about this on Twitter
Twitter

Que el barcelonés Marc Rifá, de 21 años de edad, sufra el síndrome Ehlers-Danlos no le quita ningún merito a lo que es capaz de hacer con su cuerpo. Su talento es el contorsionismo y aunque el síndrome que padece le favorece en ese sentido, ser capaz de utilizar lo que para algunos es un hándicap en beneficio propio es un talento que no se debe desprestigiar ni despreciar.

Marc ha vuelto a hacer una demostración de lo que es capaz de hacer con su cuerpo llevándolo hasta el límite. El jurado valoraba así su actuación. El primero era Jorge Javier Vázquez que esta vez quiso colaborar con Santi Millán para que Marc Rifá pudiera realizar un complejo ejercicio de torsión de cuello. “Lo que más me ha gustado ha sido lo de la cabeza”, un ejercicio que era el que más gustaba al jurado. Edurne creía que no podía dar más y después reconocía estar equivocada “Cuando has hecho lo de la cabeza ha sido alucinante.” Eva por su parte calificaba de “auténtico espectáculo” el inusual talento de Marc mientras que Risto destacaba su osadía “Eres increíble, que nadie te diga lo contrario”.

Marc Rifá vuelve a dejarnos atónitos con su elasticidad en la semifinal de ‘Got Talent 2018’