Análisis de la segunda gala de ‘Got Talent 2017’

Comparte su talento:Share on Facebook28Tweet about this on Twitter

El Nuevo Teatro Alcalá de Madrid volvía a ser testigo de una nueva gala de ‘Got Talent España 2017’, esta última con solo tres días de diferencia entre su estreno el pasado sábado y ésta. Mucha emoción, superación e incluso un intento de reconquista fueron algunos de los momentos de la gala.

El primero en presentar su espectáculo ante el selecto jurado era Mowie Belén, una peculiar joven cantante que veía su sueño esfumarse al ser interrumpida su actuación cerca de 10 segundos después de comenzar. Su versión de Britney Spears no gustó.

Tampoco gustó demasiado la versión de ‘I Feel Good’ de Cristina Contero que se vio superada por los nervios y no logró la afinación que requería la situación. Tampoco pasaba a la siguiente ronda. Una Esther Pérez caracterizada como Elsa de Frozen se llevaba otro no, el nivel del comienzo de la gala había sido bajo.

Por fin una cantante lograba el “sí” del jurado. Cada vez que alguien se dispone a cantar, el jurado tiembla pero en esta ocasión fue de emoción al escuchar a Nerea Almendros cantar una fusión entre canción española e internacional. Los cuatro le daban un “sí”.

Ejemplo de superación es Pau Vila, que pese a que no le salió su primer intentó en el half, evidentemente por los nervios ya que es una disciplina que domina, volvía a intentarlo y lograrlo. Una malformación se puso en su camino pero el ha sido capaz de superarla. Alentado eso sí por los miembros del jurado que le animaban a volver a intentarlo. Después escuchó los cuatro “sí” y una sonrisa se dibujó en su cara. Su familia le recibía alegre por no haberse dejado vencer por el miedo escénico.

Un peligroso número es el que se disponía a ejecutar Pablo Camacho, partir diferentes vegetales con una katana pero con los ojos vendados. Para ello contaría con la ayuda de los miembros del jurado pero J.J. Vázquez que en un principio no había sido el elegido por el concursante, se prestó a sustituir a Edurne y Eva Hache que pedían que interrumpiesen el espectáculo. Pasaba a siguiente ronda Pablo pero no sin antes prometer que la siguiente vez que se subiese al escenario sería con un espectáculo con mucha sangre.

En la Escuela Luna Egipto había una antigua conocida, era Francia Al Sahara que con su hipnótico movimiento de pecho estuvo a las puertas de las semifinales. En esta ocasión sí que pasó pero con su grupo de danza árabe.

Una vampírica presencia entra en el escenario, Acheron de Lacroix ejecuta un número de mentalismo con Santi Millán y Edurne. Un número de magia que solo la propia Edurne podía saber si había tenido efecto ya que consistía en trasladar un aroma a rosa. Edurne aseguraba haber sentido algo y su muñeca tenía perfume con olor a rosas. Un misterio sin resolver. El vampiro se despedía entre lágrimas al conseguir pasar de fase.

Juan Cuesta tenía una misión muy complicada, reconquistar a su ex-pareja con la que había roto por su mala cabeza. La canción no estuvo a la altura pero el sentimiento que transmitía sí. Quizás la magia de ‘Got Talent’ pueda lograr esa reconciliación.

Un grupo de niños irrumpe en el escenario, son Lil’ Peanuts Dance Group, otra vieja conocida la profesora de estos niños de ‘Got Talent’ que ya estuvo con Bichiswag. Los integrantes de Lil’ Peanuts Dance Group logran el pase. También lo hacen Enseñanza Artística Silvia Barrera, Escuela Carmen Macareno, Bubaloo y la bailarina Daniela Blasco, ganadora de varios certámenes de baile.

El “waaking” es el estilo de baile que trae Edy Pérez al escenario de ‘Got Talent’. Un estilo que no ha gustado y que consistía en mover los brazos y muy poco el resto del cuerpo. No pasa a la siguiente fase.

Numerazo de pole dance que traían los ucranianos Genia y Katerina. La primera vez que lo realizaban y se notaba en los nervios de Katia tanto que Eva Hache se percató del temblequeo que tenía la joven. Sí pasan a siguiente ronda.

Curioso el talento de Hamish Bins que realiza instrumentos, con vegetales. El público y jurado ha flipado con su ocurrente habilidad además de disfrutar de la música que sacaba de ellas. Una flauta con zanahorias o unos tambores con sandías y melones. Pasa a siguiente ronda.

El cantante Pollito Bandolero entraba en escena con una canción compuesto por él sobre ‘Got Talent’. El resultado y la opinión del jurado no le gustaron ni que no le diesen una oportunidad. Al final se llevó dos noes y un sí y se quedaba a las puertas.

Acróbata y bboy es el chileno Pedro Benavides que ha traído un espectáculo con un aro con el que hace acrobacias. “Un número simple pero no sencillo” le decía Risto que al final le daba un “no” pero el resto le llevaba la contrario y sigue en el selection day.

Otra voz con opciones a ganar ‘Got Talent’, la de la joven Marina Marlo. Marina cantaba el tema de Gnash ‘I hate i love you’ y se ganaba al público y jurado. Está en la siguiente fase. “Absolutamente alucinante. Perfecto en la ejecución, en la emoción, en cada nota. Pluscuamperfecto” le dedicaba Risto, el más crítico.

Momento de pase dorado, el Mago Joel de Cuba era el primer mago en lograr el pase dorado y es que su número de monedas y cartas ha gustado a todos pero más a Eva Hache que pulsaba el botón dorado para clasificarle directamente a semifinales. “Tienes talento para ganar este Got Talent y otros más” le animaba el Mago Joel de Cuba.

Con el Mago Joel de Cuba la gala llegaba a su final y habrá que esperar una semana para conocer otro de los pases de oro restantes, quedan Jorge Javier Vázquez, Risto Mejide y Edurne.