María Cruz debuta bailando flamenco con «un control sobrenatural del escenario»

Comparte su talento:Share on Facebook
Facebook
0Tweet about this on Twitter
Twitter

La madrileña María Cruz tiene 19 años y afronta uno de los mayores retos de su vida, un gran escenario plagado de cámaras como el de ‘Got Talent’.

Un bautismo al que se enfrentaba muy nerviosa y que no pasó desapercibido para el equipo de casting del programa que no dudaron en animarla como ya hacía su familia. Incluso Santi Millán le recordaba que «los nervios no sirven para nada» para que la joven pudiese dar su mejor versión.

Una vez ya en el escenario, Dani Martínez le preguntaba cuál era su sueño a lo que María respondía: «dedicarme profesionalmente a lo que llevo haciendo desde los dos añitos.»

María comenzó a bailar flamenco «con dos añitos y medio en un centro cultural». Allí descubrió de manera accidental y desde entonces no ha parado de bailar.

María Cruz demostrando todo su talento sobre el tablao

Tras deleitar al jurado y al público con su talento recibía la primera valoración por parte de Santi Millán que lo definía como «impresionante». Pero quienes dan los síes o los noes es el jurado y por sus caras parecía que no pondría resistencia.

«Tu disciplina es una de las cosas que me ha descubierto ‘Got Talent’ y es alucinante. Es una de las cosas que más me han sorprendido, que más energía transmiten desde el escenario y ya cuando viene alguien con tu talento alucinas» destacaba Dani Martínez.

«Empezaste con dos años y eso se refleja. se ha reflejado en la actuación. Tienes 19 años y llevas toda la vida bailando encima de un tablao y eso se tiene o no se tiene. A parte de hacerlo increíble, derrochas un talento, un poderío y una energía que da gusto» valoraba Edurne.

«Demuestras un control sobre el escenario sobrenatural y además nos has llevado por donde has querido. Cada parada, cada giro, estábamos ahí, pendientes de un hilo a donde tú quisieras ir. Esto que estoy describiendo, es lo que se llama talento de verdad.» cerraba Risto las valoraciones pero una valoración positiva de Risto no siempre se transforma en un sí.

En este caso se llevaría un merecido pleno por parte del jurado.

María Cruz debuta bailando flamenco con «un control sobrenatural del escenario»